Accesibilidad

Sitio: Aula Virtual de Formación en línea (CRIF Las Acacias)
Curso: Haz tu aula inclusiva con DUAA: Diseño Universal de Aprendizajes Accesibles
Libro: Accesibilidad
Imprimido por: Invitado
Día: lunes, 2 de agosto de 2021, 05:11

1. ¿Qué es la accesibilidad?


Duración: 4 minutos y 51 segundos


“La equidad que garantice la igualdad de derechos y oportunidades, la inclusión educativa y la no discriminación, la accesibilidad universal y actúe como elemento compensador de las desigualdades personales, culturales, económicas y sociales, con especial atención a las que deriven de discapacidad.”

Ley Orgánica 8/2013, de 9 de diciembre, para la mejora de la calidad educativa LOMCE


La accesibilidad universal está recogida tanto internacionalmente como en nuestro marco legislativo. Por ejemplo, en la LOMCE, como una de las condiciones necesarias del sistema educativo. 


Pero ¿qué es la accesibilidad universal? Se define como la condición que los entornos, procesos, productos, servicios, objetos, herramientas, dispositivos… es decir, cualquier espacio, actividad o instrumento, sea comprensible, utilizable y practicable por todas las personas en condiciones de seguridad y comodidad y de la forma más autónoma y natural posible.

Para que esto exista, es necesario que esos espacios, actividades y objetos se hayan diseñado siguiendo los principios del “diseño para todos”, estrategia que consiste en considerar que las capacidades para deambular por un espacio, practicar una actividad o utilizar un objeto no son iguales para todas las personas y que, por tanto, es necesario diseñarlas teniendo en mente esta diversidad para que puedan ser utilizadas por todas las personas sin necesidad de adaptaciones.

Estas cuestiones parten del entorno de la discapacidad. Seguramente cuando hemos hablado de accesibilidad, has pensado rápidamente en la imagen de la persona en silla de ruedas. Sin embargo, esta idea se ha ampliado, ya que los entornos accesibles favorecen a todas las personas. El observatorio de la accesibilidad estima que para un 10% de la población la accesibilidad es fundamental, para un 40% es necesaria y para el 100% es confortable. Como veremos los entornos, productos y servicios accesibles nos resultan cómodos a todas las personas y ha dejado de ser sinónimo de supresión de barreras físicas para adoptar una dimensión preventiva y amplia, generalizable a todo tipo de espacios, productos y servicios. Por otra parte, se trata de una variable fundamental para garantizar el cumplimiento del principio de igualdad de oportunidades, convirtiéndose paulatinamente en un reconocimiento general, como mejora de la calidad de vida de todos los ciudadanos.

La accesibilidad se relaciona con las tres formas básicas de actividad humana: la movilidad, la comunicación y la comprensión. Cuando no hay accesibilidad en estos aspectos, existen barreras que limitan a las personas. Las barreras son consideradas por la organización mundial de la salud como los factores ambientales, en el entorno de una persona, que condicionan el funcionamiento y crean discapacidad. Es fundamental identificar las barreras para modificar los entornos de forma que la interacción entre las personas con alguna alteración de la salud y su entorno no genere una discapacidad. Por ejemplo, una persona con movilidad reducida que utiliza silla de ruedas, tendrá un problema si ha de subir a un primer piso donde no hay rampa o ascensor, pero si lo hay, no habrá ningún problema y subirá como cualquier otra persona. Si tienes presbicia, las gafas o la tecnología, que aumente el tamaño del texto, serán soluciones que eliminarán esa barrera y harán los textos accesibles para que los puedas leer sin ningún problema.

Esta imagen puede que te resulte familiar, la utilizamos cuando hablamos de contextos accesibles. 

Imagen sobre accesibilidad

Vemos a tres personas que están viendo un partido, a pesar de contar con un recurso cada uno, hay una persona que no alcanza a ver el partido porque su estatura es bajita y la valla es muy alta. Una solución es repartir de otra manera los recursos, de forma que la persona que no necesita el recurso, porque es más alta y el contexto no supone una barrera, le deje el recurso a la persona que lo necesita. Ahora, todos pueden ver el partido, pero si un día el recurso desaparece o se rompe, esa persona, que depende de él, volverá a tener dificultades.

Hay otra solución para esta situación, cambiemos el contexto. La valla que antes era una barrera que requería una serie de recursos para paliarla, ahora ya no es una barrera. Hemos convertido un contexto discapacitante que dejaba a algunas personas fuera, en un contexto accesible e inclusivo. Este ejemplo, nos sirve para entender lo fundamental respecto al objetivo de la accesibilidad, es fácil de comprender; sin embargo, cuando en lugar de una valla o un contexto físico, estamos hablando de hacer accesible el currículum, las cosas no son tan fáciles. Necesitamos estrategias y metodologías que apliquen el diseño universal y todo empieza por considerar las cuestiones de accesibilidad para hacer el aula accesible.

2. Tipos de accesibilidad


Duración: 1 minuto y 34 segundos

Hay una serie de condiciones personales que en interacción con según qué contextos pueden encontrar barreras para la presencia, la participación o el aprendizaje en la escuela. 

  • Visuales: Ceguera, baja visión, ceguera al color/daltonismo, etc. 
  • Auditivas: Sordera, problemas de audición, etc.
  • Motrices: Dificultades de movilidad y en la manipulación de herramientas, tiempo de respuesta lento, limitado control motor fino, etc.
  • Cognitivas: Dificultades de lectoescritura, comprensión literal, distracción o incapacidad para recordar o concentrarse cuando hay gran cantidad de información, falta de competencia lingüística, problemas de comunicación, etc.
  • Emocionales: Historia personal y escolar, dificultades en las relaciones interpersonales, etc. 
A efectos didácticos, puede ser útil distinguir entre accesibilidad física, sensorial, cognitiva y emocional para hacer un rastreo por los diferentes espacios, actividades, herramientas de nuestros centros y aulas con el objetivo de detectar las barreras arquitectónicas, económicas, culturales, de género, en la comunicación, en la comprensión, etc.

Tipos de accesibilidad

2.1. Accesibilidad física


Duración: 1 minuto y 11 segundos

La accesibilidad física implica que cualquier persona podrá desplazarse, llegar y permanecer en los diferentes lugares y participar en las actividades de manera cómoda, así como coger y manipular los objetos confortablemente. Debemos tener en cuenta, no solo la rampa de acceso a la escuela o cuestiones de movilidad más evidentes, sino también las dificultades en el uso del ratón, en alumnado que pueda tener un limitado control motor fino que dificulte la realización de algunas actividades, etc. Es necesario considerar todos los espacios por los que se mueve nuestro alumnado: las aulas, el patio, laboratorios, talleres y otras aulas específicas, así como las actividades que vayamos a realizar fuera del centro. 

Desde una visión amplia de esta dimensión, consideraremos también otros factores que pueden impedir o dificultar la presencia del alumnado como los problemas de salud o las barreras económicas que puedan limitar la participación en actividades y contar con el material escolar necesario.

2.2. Accesibilidad sensorial


Duración: 1 minuto y 51 segundos


La accesibilidad sensorial tiene que ver con el acceso a través de los sentidos a la información necesaria para realizar actividades, manipular objetos y desplazarse por los entornos. Cuando estamos leyendo mientras esperamos a que llegue el metro, nos resulta muy útil que nos anuncien su llegada de manera auditiva a través de los altavoces de la estación. Para quien prefiere esperar escuchando música, le vendrá estupendamente que el aviso de llegada del tren sea anunciado visualmente en el panel. Las condiciones de accesibilidad son necesarias para las personas con discapacidad, pero nos vienen muy bien a todos.

Las personas con discapacidad física o sensorial pueden requerir productos de apoyo, antes se denominaban ayudas técnicas o tecnologías de apoyo. Los productos de apoyo permiten compensar las limitaciones, son herramientas (materiales y equipamientos) que posibilitan a las personas con discapacidad desenvolverse de forma más autónoma y realizar actividades que de otra manera resultarían muy difíciles de realizar o imposibles. 

Todos nuestros móviles y ordenadores disponen de opciones de accesibilidad, os animamos a que las activéis y consideréis las posibilidades que ofrecen para el aula. La opción de lectura en voz alta es genial cuando vamos conduciendo, estamos en el gimnasio o estamos cocinando, por ejemplo, igual que las audiodescripciones que acompañan a los vídeos que son imprescindibles para personas con discapacidad visual. Existen numerosas herramientas gratuitas que pueden servir para, por ejemplo, transcribir automáticamente nuestra voz a texto escrito o que nos ayudan a subtitular un vídeo, pensando en alumnado con discapacidad auditiva. 

2.3. Accesibilidad cognitiva


Duración: 6 minutos y 58 segundos

La accesibilidad cognitiva está relacionada con las limitaciones en la comprensión, memoria y atención, por ejemplo, las dificultades de lectoescritura o la incapacidad para recordar o concentrarse cuando hay gran cantidad de información. Tenemos un gran número de alumnado en nuestras aulas que, por diversos motivos, van a necesitar soluciones de accesibilidad cognitiva para mejorar o posibilitar sus procesos de participación y aprendizaje. Un contexto accesible cognitivamente es aquel que permite entender los entornos, las actividades y el uso de objetos porque están adaptados al nivel de comprensión del usuario y son predecibles.

En el apartado de recursos para saber más encontraréis enlaces y materiales para profundizar en este tema y propuestas de actividades para hacer con vuestro alumnado.

Accesibilidad cognitiva

Los entornos difíciles de entender generan incertidumbre, ansiedad, dependencia y pasividad, imaginémonos solos intentando coger un tren en una estación de un país extranjero en el que no entendemos su idioma. Por el contrario, los entornos predecibles y comprensibles mejoran nuestra sensación de control, favorecen la autonomía y posibilitan nuestra participación. Por todo ello, se considera la accesibilidad cognitiva clave para favorecer el bienestar emocional de las personas. Favorecerla en el aula nos plantea una serie de retos que parten de observar cómo aprenden y comprenden nuestros alumnos y alumnas y en función de eso, diseñar actividades y utilizar metodologías, materiales didácticos, programas y sistemas de evaluación.

Para mejorar la accesibilidad cognitiva nos hemos de fijar básicamente en:

  • Los escenarios y desplazamientos más habituales o importantes para el desarrollo de las actividades propias del centro. 
  • La organización temporal de las actividades. 
  • Las conductas y roles más significativos. 
  • Los recursos tecnológicos, los materiales y las metodologías.

El primer aspecto a considerar es la comprensión de espacios tanto físicos del centro y aula, como virtuales, especialmente ahora que el material digital y las páginas web son materiales habituales en nuestras aulas. Una página web accesible es la que nos permite acceder a la información que vamos buscando en menos de cinco clics de ratón, o que no es excesivamente larga y no necesita que hagamos mucho scroll con las barras de desplazamiento ni que haya doble scroll (en imágenes o documentos grandes dentro de la página), que los carruseles con contenido que va moviéndose automáticamente tengan controles para pararlos o que los formularios no se borren si nos equivocamos obligándonos a volver a empezar, etc. La iniciativa de accesibilidad web (conocida como WAI) desarrolla especificaciones técnicas, orientaciones y recursos para hacer más accesibles las páginas web. Se desarrolla para dar respuesta a las necesidades de las personas con discapacidad, pero también para beneficiar a las personas que sufran una discapacidad temporal (un brazo roto o pérdida de gafas), una limitación provocada por condiciones del contexto (por excesiva iluminación o ruido ambiente, por ejemplo), cuando hay conexiones de baja velocidad u otras condiciones que puedan dificultar la navegación por internet.

Otro aspecto que mejora la sensación de control es el diseño de estrategias para que nuestro alumnado conozca la estructura de la semana, la de cada día y la de la actividad que vamos a realizar, es decir, hacer visible el tiempo en la escuela. Conocer la organización del tiempo mejora la adaptación y el desarrollo de los procesos de autorregulación de todo el alumnado.

Explicitar las conductas y roles de las personas que son las facilitadoras de cada escenario en la escuela también favorece la comprensión. Estamos hablando de saber a quién acudir si hay un problema en el patio, si pierdo algo o si llego a clase y no hay nadie. Y ello implica también que toda la comunidad educativa debe saber comunicarse con personas con diversidad. Las personas con discapacidad visual suelen contar que es muy frecuente que la gente les ayude a cruzar la calle cuando no querían hacerlo. Por lo que la mejor manera de ser útil es comportarse con naturalidad y preguntar a las personas qué tipo de ayuda necesitan.

La falta de accesibilidad cognitiva a la información escrita es una de las principales barreras en la escuela donde el medio mayormente utilizado es el texto escrito. Es necesario acercar la lectura a las personas con dificultades en la lectura o de comprensión lectora independientemente de la causa de la misma. La lectura fácil, por ejemplo, es una manera de hacer accesibles los textos. Se trata de una adaptación de la información textual que implica modificaciones en el contenido (básicamente haciéndolo más sencillo sin infantilizarlo, ni perder información relevante) y en la forma (utilizando un formato de texto sin justificar, con mayor interlineado, con tipografía sin serifa, tipo palo y otras cuestiones que hacen más fácil la lectura).

Accesibilidad cognitiva tipos de letra

Imagen tipografía

Accesibilidad cognitiva interliniado

¿Para qué nos puede servir? Podemos disponer en la biblioteca de los libros que leemos en clase en versión en lectura fácil para que el alumnado al que le cueste seguir el ritmo o que tengan dificultades lectoras, en lugar de leer otro libro diferente, lea la misma historia que sus compañeros. Si además, buscamos un título del que exista audiolibro y película y distintas versiones que supongan distintos grados de competencia lectora, estaremos diseñando una actividad multinivel en la que todo nuestro alumnado va a poder participar y, de esta manera, podamos luego compartir ideas y debatir sobre los personajes o el argumento.

Accesibilidad cognitiva ejemplo

Hacer los textos más accesibles, puede ser útil en los exámenes, para redactar las preguntas de forma que lo difícil sea la respuesta y no la pregunta, pensando en el alumnado con mayores dificultades lectoras. También es una buena idea para trabajar con alumnado extranjero o para las comunicaciones con las familias, teniendo en cuenta que podemos tener familias con distintos niveles de comprensión lectora. En el apartado de recursos tenéis algunas guías y orientaciones para hacer los textos más accesibles.

También facilita la accesibilidad cognitiva el uso de pictogramas e imágenes, que ayudan a todos a dejar las cosas en su sitio o que permiten la comunicación al alumnado con problemas de comunicación. Si algún alumno o alumna utiliza un comunicador como medio fundamental para comunicarse con el mundo, es necesario que sus compañeros y compañeras del centro, el profesorado y el personal de administración y servicios se familiarice con su uso.

Podríamos en este apartado hablar de aprendizajes accesibles y diseño universal, pero esto lo veremos más adelante. Solo señalar aquí que, independientemente de la metodología o estrategia que utilicemos y antes de ponernos manos a la obra con el diseño de cualquier tarea o actividad, hemos de conocer las barreras que puedan limitar el acceso, la participación y el aprendizaje de nuestro alumnado y tenerlas siempre presentes.

2.4. Accesibilidad emocional


Duración: 1 minuto y 22 segundos

Por último, en la escuela pueden identificarse barreras emocionales que bloquean la participación y el aprendizaje y que, si no se consideran, en última instancia pueden provocar el abandono de nuestro alumnado. Los entornos y actividades accesibles emocionalmente son los que promueven que las personas se sientan competentes, seguras y acogidas. 

Un entorno emocionalmente accesible en el aprendizaje es el que proporciona oportunidades de éxito académico y para participar a cada uno en su medida, creando situaciones en las que demuestren lo que saben hacer. Es un entorno que considera el error una oportunidad y a la vez es exigente y demanda el máximo potencial. También favorece la participación porque es un entorno seguro, acogedor y comprensible donde todos somos reconocidos y aceptados, sintiéndonos uno más, desarrollando el sentimiento de pertenencia.

3. De las barreras a la accesibilidad

Hacer nuestros centros y aulas accesibles nos permite eliminar las barreras que limitan el acceso, la participación y el aprendizaje de nuestro alumnado, por lo que es una de las claves fundamentales en la escuela inclusiva.

de las barreras a la accesibilidad: los centros educativos deben eliminar las barreras para favorecer la presencia, la participación y el aprendizaje de todo su alumnado.

4. Para saber más...

1. ACCESIBILIDAD UNIVERSAL

1.1 ACCESIBILIDAD FÍSICA

1.2 ACCESIBILIDAD SENSORIAL

1.3 ACCESIBILDAD COGNITIVA

1.4  ACCESIBILIDAD EMOCIONAL

Si quieres saber más sobre la accesibilidad emocional para el aprendizaje y la participación en la escuela inclusiva puedes leer este artículo, donde también hablamos de escuela inclusiva:

Un concepto que te ayudará mejor a entender esta idea de barreras emocionales, y lo relacionadas que están con el aprendizaje, es el de indefensión aprendida. En este breve vídeo lo explican muy bien: